Grandes jugadores Infravalorados: Antonio Di Natale

Continuando con una serie que demanda ser mucho más explotada, hoy nos vemos en la suma necesidad de rendirle homenaje a un delantero que en el fútbol más defensivo y táctico del primer mundo ha conseguido anotar más de 200 goles. Para aumentar su dosis de méritos todos esos goles los ha marcado jugando en equipos de segundo y tercer orden. La Monserga del Fútbol se viste de gala para recibir a: Antonio “el Totó” Di Natale.

Dinatale avionsito
El «avionsito», el festejo clásico de este crack.

Antonio Di Natale nació en Nápoles, Italia, el 13 de octubre de 1977. Fue el cuarto de los 5 hijos que tuvieron Giovanna y Salvatore Di Natale. Como buenos napolitanos eran futboleros acérrimos, un hermano de su padre jugó en la Serie B y su hermano Carmine alcanzó a jugar en el Nola de la Serie C. El pequeño Antonio creció en Pomigliano d’Arco (un municipio de La Ciudad Metropolitana de Nápoles), transcurrió su infancia dándole a la pelota en los terrenos baldíos del barrio 219 cultivando desde ese momento el sueño de ser futbolista como su ídolo Diego Maradona. A la edad de 13 años se le aparecería la virgen con cara de hombre (?): el entrenador de un club amateur, Lorenzo D’amato quien tenía contactos en Empoli, le consiguió una prueba en dicho club. El bueno de Antonio la aprobó y le ordenaron mudarse al norte de Italia; convenció a sus padres y arrancó para la región Toscana. Pasó su adolescencia en las inferiores del Empoli, lejos de su hogar, lejos de sus amigos, peleando con la nostalgia pero aferrado al sueño de debutar algún día en la serie A.

En la temporada 1996-1997 logra debutar en el primer equipo, entró en el segundo tiempo de un partido por La Copa de Italia, pero solo consiguió jugar ese partido. Al final de la temporada el Empoli obtiene el ascenso a la máxima categoría del futbol Italiano y lo que sería una alegría terminó siendo una tristeza para nuestro homenajeado, ya que por el hecho de encarar la primera división Italiana a Di Natale en la siguiente temporada (1997-1998) lo mandaron al Iperzola de la Serie C2, algo así como una cuarta división (!). La idea era que el tipo se fogueara  y en cierta medida lo consiguió; una treintena de partidos (la mayoría entrando en el segundo tiempo) y media docena de goles no estuvieron nada mal para un muchacho de 20 años que recién obtenía continuidad. En la siguiente temporada 1998-1999 lo cedieron al Varese estando solo un (!) mes, jugando 4 partidos pero luego fue cedido al Viareggio, donde anotó 12 goles en 25 partidos y ganándose a la afición, debido a que fue lo mejorcito en el pésimo campeonato que tuvo el equipo, el cual ni siquiera alcanzó a jugar la promoción. En esa misma temporada el Empoli había sido un desastre en la Serie A, quedando último en la tabla con tan solo 20 puntos; venía mal económicamente, los tifosis estaban histéricos y a la dirigencia no le quedó otra que echar mano de los cedidos que tenía en las categorías infrahumanas (?) y como nuestro héroe la había descosido en la Serie C2 fue llamado a formar parte del intento de retornar a la primera división.

123
Con esa cara de mafioso juvenil se presentaba en la Serie A.

Arrancaba la temporada 1999-2000, Di Natale ya hacia parte del plantel pero en los 2 primeros partidos no fue tenido en cuenta, hasta que en la tercera fecha la mandó a guardar contra El Pescara convirtiendo su primer gol en el Empoli. Desde ahí en adelante empezaría a tener mucha más continuidad (en ocasiones arrancando de titular, en ocasiones entrando de suplente) pero las cosas no estaban saliendo del todo bien a nivel colectivo, el equipo se mostraba muy irregular y aunque hubo un cambio de técnico en la fecha 13 (Silvio Baldini reemplazaría a Elio Gustineti) no hubo una mejoría en cuanto a resultados porque al final de temporada el equipo finalizaría 9no a 12 puntos del 4to (que era el último que ascendía). En el aspecto individual tampoco resultaron las cosas como el Toto esperaba; aquellos 7 goles de los 30 partidos en los que participó no lo blindaron de las duras críticas de la prensa deportiva y fue en ese momento donde por primera vez le toco contemplar el lado B del futbol profesional.

Para la sucesiva temporada (2000-2001) el técnico Silvio Baldini lo declaro intocable y le invirtió buena parte de su confianza; el objetivo principalmente era el retorno a primera división y olvidar la irregularidad en la que se había sumergido el equipo. En dicha temporada Empoli realizó una muy buena campaña en comparación a la anterior, a pesar de una trastabillante primera mitad del campeonato; el equipo se repuso para la segunda mitad y a nivel general comenzó a mostrar una mejor cara (que entre otras cosas le hicieron renovar el crédito a su Dt.), se vieron despuntes individuales y la gente se comenzó a contagiar de nuevo. Metieron una buena recta final de temporada PERO se les quemó el pan en la puerta del horno porque quedaron 6tos con los mismos puntos del 5to y a solo 5 puntos del 4to. Otra desilusión para el club y para la gente, ¿la actuación de Di Natale? 10 goles en 38 partidos, tan solo un poco mejor que la anterior pero lo bueno del asunto es que se lo notaba con mucha calidad aunque no se viera reflejado de manera ideal en el marcador; quizás por eso su técnico le volvió a decir a le dirigencia que contaría con los servicios de Antonio para el siguiente campeonato.

Arrancaba la siguiente temporada (2001-2002)  y sin medias tintas el objetivo era volver a la máxima categoría si no los iban a mandar al “culo di sua mama” (?) a todos, incluyendo al Dt al que habían aguantado (y bastante), pero la presión traería cosas buenas. Empoli peleó todo el campeonato por los puestos de ascensos y finalmente lo conseguiría. Terminó el campeonato en el 4to puesto a 7 puntos del 5to. ¿Y Di Natale? Figura descollante toda la temporada, goleador del equipo con 16 goles (ninguno de penal), jugador con más presencias y definitivamente el punto de referencia del equipo; la vida por fin le tiraba un centro.

Por primera vez nuestro homenajeado jugaba la Serie A en la temporada 2002-2003 y al consultarle acerca de las expectativas colectivas en individuales prometió la permanencia en primera y al menos marcar 10 goles. En un torneo al rojo vivo por los puestos de permanencia/descenso, Empoli consiguió la salvación y la actuación de Di Natale estuvo muy buena: se dio el lujo de marcar 13 goles en su primera temporada en la máxima categoría; de hecho le marcó un gol al Milan de visitantes cuyo resultado le impidió al equipo Rossonero ganar el añorado triplete. En la consecuente temporada (2003-2004) ya el objetivo no era la salvación sino pelear por los puestos de media-tabla para arriba, sin embargo el destino les tendría preparada otra desilusión tanto colectiva como individual. En la Serie A Empoli realizó una actuación horrible quedando de penúltimo y la performance de nuestro homenajeado fue para el olvido; tan solo 5 goles en toda la campaña, nada que ver con los números que había empezado a manejar en los 3 años anteriores. Ya algunos pesimista que nunca faltan le auguraban una carrera baldosera (?), no obstante como dice el dicho “Dios aprieta pero no ahorca”; un equipo que había clasificado a la Copa Uefa le había puesto los ojos encima y aun con una temporada bastante pobre apostó por él y decidió traerlo.

DI NATALE - Empoli 2002-03
Aún con ese detallito maricón (?) en el cuello de la camiseta se pudieron salvar del descenso.

Dicho equipo sería el Udinese, cuyo sitio seria SU lugar en el mundo y donde terminaría de madurar y explotar. En la temporada 2004-2005 Udinese armó un tridente ofensivo con Di Natale, Di Michelle y Iaquinta, en la Copa UEFA no pasaron de primera ronda, pero dentro de la península realizaron una gran campaña en la que coronaron puestos de Champions y llegaron a semifinal de la Copa de Italia. Di Natale jugaba un poco más retrasado, por lo tanto no pudo anotar muchos goles (solo 11 en 41 partidos) pero participó en todas las gestas del equipo y mostró una gran versión de su juego.  En la siguiente temporada (2005-2006), Udinese en la Champions League cayó en el mismo grupo que el Barcelona (futuro campeón), pese a ello se plantó bien y no pasó a la siguiente ronda por diferencia de goles (Werder Bremen le ganó el segundo puesto), el tercer puesto les llevó al premio de consolación a la Copa UEFA en la que llegaron hasta 8vos de final. En Serie A quedaron en el 11vo puesto pero de nuevo alcanzaron Semifinal de Copa de Italia; Di Natale marcó 15 goles en toda la temporada (3 en Europa) y de lo bien que jugaba ya a esta altura utilizaba la camiseta número 10.

Udinese 2005-2006
Udinese 2005-2006. Por dos goles no pasaron a 8vos de final.

Las temporadas 2006-2007 y 2007-2008 no trajeron gestas tan gratificantes a nivel grupal (solo en esta última alcanzaron un 7mo puesto de la liga), pero a nivel individual Di Natale obtuvo buenos logros como la consolidación definitiva como jugador franquicia del equipo y la anotación de 13 y 18 goles en esas temporadas. Por primera vez peleaba los puestos de “Capocannoniere”, le comenzaron a llover ofertas y a su vez él las rechazaría una a una con tal de quedarse en él Udinese. La siguiente temporada (2008-2009) logra 16 goles en 30 partidos ayudando a su equipo a conseguir los cuartos de finales de las Copa Italia y UEFA. Hasta ese momento el bueno de Antonio era un indiscutido total tanto en Udine como en toda Italia y toda la disciplina mas el cuidado extra futbolístico aplicado en su vida diaria le traería magníficos premios, ya que a medida que le pasaban los años, mejor se lo veía jugando pero esta vez se reflejaría (mucho más aún) con goles. Sumado a eso para esa misma temporada arribó al club el jugador con el que mejor se entendería a lo largo de su carrera según sus propias palabras: un tal Alexis Sanchez. La temporada 2009-2010 trajo consigo un logro que ya tenía entre ceja y ceja: ser el goleador del futbol Italiano, y vaya que lo consiguió, marcando 29 goles en 38 partidos lo que forzó a que fuera convocado incuestionablemente para la máxima cita futbolística representando a su país. Cabe resaltar que en esta misma temporada se convirtió en el máximo goleador de la historia del Udinese, superando a su excompañero Vincenzo Iaquinta y para rematar alcanzó la cifra de 100 goles en Serie A.

di natale sanchez
Si este crack lo elogió, prometamos no decirle «Malexis» nuevamente (?).

No contento con eso y para terminar de cerrar culos bocas repitió la gesta en la temporada siguiente (2010-2011): “Capocannoniere” con 28 goles en 36 partidos que ayudaron a su equipo a alcanzar el 4to puesto en la Serie A; en esta misma temporada el 05 de febrero del 2011 anotó el gol 100 jugando para el Udinese. En la temporada 2011-2012 jugaron los play-offs de la Champions donde los despachó el Arsenal, llegaron hasta octavos de final de la EuropaLeague y Copa de Italia. Sin embargo lo mejor estuvo en la Serie A donde quedaron terceros superando a Lazio, Nápoli e Inter; El Toto la descoció toda anotando 29 goles en toda la campaña llegando a los 150 goles en el campeonato. A pesar de la cascada de ofertas que le comenzaron a caer el no quiso irse de su querido equipo “Si me importara el dinero, me hubiera marchado de Udinese hace años”, declararía por esos días. En la temporada 2012-2013 el Tony (?) embocó la pelota en 26 ocasiones, de las que 23 fueron por Serie A, colaborando al equipo a obtener un 5to puesto para seguir con la costumbre de meterse en las competiciones continentales, aunque solo alcanzaron Play-offs en Champions y fase de grupo en EuropaLeague.

Las temporadas 2013-2014 y 2014-2015 fueron regulares a nivel colectivo pero Di Natale siguió haciendo de las suyas con el arco rival. El 23 de noviembre de 2014 llegó a los 200 goles en la Serie A y para el delirio de los “bianconeri” fue justo el dia en que cumplio 400 partidos en la máxima categoría. Sí, un capo total. El 3 de mayo de 2015, en un partido contra el Verona, superó a él gran (de pié todos por favor) Roberto Baggio quedando de 5to en la tabla general de los máximos anotadores del futbol Italiano. Aún se encuentra jugando en su casa, en Udinese y está a solo 9 goles de ascender al cuarto lugar de esa gloriosa tabla; desde acá le enviamos toda la energía positiva posible para que lo logre (conociendo su mentalidad lo intentará), aunque si no lo consigue puede dormir tranquilo, para todos ya él es un campeón.

di natale 200
Anotó el gol 200 en la Serie A ¿Quien no estaría contento?

Con la Selección

La historia de Di Natale con la Nazionale comenzó en el año 2002, cuando fue convocado por Giovanni Trapattoni en un partido contra Turquía. Marcó su primer gol jugando para Italia en un partido contra La Republica Checa en febrero de 2004 pero no fue tenido en cuenta para la Euro de ese año, en la que Italia fue un desastre. Tampoco fue llamado para el mundial 2006, sin embargo para la clasificación de la Euro 2008 en la que convirtió un par de goles pasó a ser convocado asiduamente. Hizo parte del plantel que integro la selección de Italia en la Euro 2008, jugó en la derrota contra Holanda un regular partido y en la eliminación contra España donde erró un penal en la tanda definitiva. Fuertemente criticado por dicho suceso, tendría su revancha un par de meses después, donde en un partido de clasificación al mundial de 2010 contra Austria, anotaría doblete en un encuentro bastante complicado. Esa performance le retribuiría la confianza a Marcelo Lippi quien lo siguió convocando e incluso lo incluyó en la lista definitiva para el mundial de Sudáfrica. En el mencionado mundial Italia fue un fiasco total pero al menos Di Natale se daría el gusto de anotar en la máxima competición habida en el futbol, lastimosamente eso no serviría para nada, pero bueno nadie le quita lo bailado ¿no?.

Luego de ello no fue convocado más por motivo de “recambio generacional”, no obstante en el 2012 el DT se tuvo que meter dicho recambio en la cavidad rectal (?), ya que para la Euro 2012 su nivel era superlativo y se vio obligado a seleccionarlo para tal competición. Estando en ese torneo se supo dar otro gusto: entró en un partido sumamente complicado contra España y esta vez abrió el marcador anotándole a Iker Casillas quien había sido su verdugo 4 años antes en la tanda de penal, el partido finalizaría 1-1. Pasaron de fase, despacharon a Inglaterra, eliminaron a sus hijos Alemania y llegaron a la final contra España. En esta instancia volvieron a perder pero eso es harina de otro costal (?). Al mundial de 2014 no fue llamado tampoco, Italia fue nuevamente un desastre y siempre quedará la duda de si el Toto Di Natale hubiese contribuido para evitar la catástrofe que significó el paso de La Nazionale por ese mundial. En conclusión marcó 11 goles, generalmente entrando en los segundos tiempos, en una selección potencia a la que fue habitualmente luego de los 30 años.

di natale Nazionale
Aquí anotándole a Casillas en la Euro 2012.

Como no íbamos a hacer la merecida distinción a un jugador que posee un historial de gol envidiable y una calidad impresionante. El tipo es un genio dentro y fuera de la cancha, ya que ademas del respeto que inspira a sus colegas por su gran profesionalismo se ha hecho cargo de la hermana discapacitada de su ex compañero Piermario Morosini, quien falleció de un ataque cardíaco en pleno partido hace algún tiempo. Efectivamente, un crack. Consideramos que no tiene el reconocimiento merecido, por lo cual debíamos rendirle su respectiva exaltación. Los dejamos con un video y algunas frases relacionadas a él:

 

Frases:

«Definitivamente Di Natale es un grande». Roberto Baggio. (Fuente).

«No solo es un gran jugador, sino también una gran persona». Gian Luigi Buffón. (Fuente)

»El Totó es un grande, un campeón, mas bien un fuera de clase en el campo y en la vida». Francesco Causio. (Fuente).

«Di Natale es un campeón, tiene una calidad, locura y es un gran jugador». Martín Cáceres. (Fuente).

«No me atrevo a compararlo con nadie porque a lo largo de mi carrera siempre he trabajado con puntas de envergadura. Es el primer bajito que tengo en un equipo. Es una señal que da el Udinese al calcio: con los bajitos también se puede hacer fútbol». Francesco Guidolin, ex entrenador de él. (Fuente)

«¿Di Natale? Es un campeón, espero que no se detenga». Andrea Stramaccioni. (Fuente).

«Cuando compartí plantel con él, era la estrella del equipo, el estandarte del club y, sin embargo, se comportaba como si fuera un cadete. Era el primero en llegar y trabajar duro, todo un ejemplo». Jaime Romero, ex compañero en el Udinese. (Fuente)

“Cuando un jugador como Baggio te mira a los ojos y te dice que has alcanzado su nivel, ya puedes estar satisfecho con lo que has conseguido”. (Fuente).

«Pienso que mi longevidad futbolística se trata solamente de ser serio, entrenarse bien y respetar el estilo de vida que un deportista de alto nivel debe tener fuera del campo». (Fuente).

Por último. En una entrevista para la FIFA comentó algo para destacar:

¿Con qué delantero se ha complementado mejor?

«He tenido la suerte de jugar con varios grandes campeones. Pero si debo decir un nombre, sería el de Alexis Sánchez. Lo que conseguimos hacer durante dos temporadas con el Udinese es increíble. Pero atención, anoten el nombre de Luis Muriel [su compañero de equipo colombiano de 22 años] en sus libretas. Lo tiene todo para convertirse en un fenómeno.» (Fuente)

 

Volveremos con más, saludos…

GeorgeJR_31

Odontólogo, cartagenero, neobloggero (?). Hincha del América como todo hombre de bien, pero nada termo, solo “peace and love”. Antiguo back central y volante 5. Burro y patadura por partes iguales.

12 comentarios sobre “Grandes jugadores Infravalorados: Antonio Di Natale

  • el 20 noviembre, 2015 a las 09:11
    Permalink

    AÚN SIGO APLAUDIENDO
    El doc se despachó con un gran post para un gran jugador. Definitivamente, Di Natale fue un grato descubrimiento para mi en un partido que no prometía nada hace ya muchos años (creo que fue Udinese – Chievo, si no me falla la memoria), allí vi a un tipo mandarse un par de goles fenomenales, el segundo una vaselina monumental.

    Como no sería de bueno Di Natale que hizo ver decente a Vicenzo «tengo-mi-nariz-en-offside» Iaquinta, tanto que el burro pegó selección y se dio el gusto de ser campeón en el 2006.

    Cuando leí el título me puse de pie, y cuando llegué a Robbie Baggio, bueno, nomás tome en cuenta que en mi tierna niñez, el mundial del 94 iba a verlo a Maradona, y terminé encantado con el juego de ese 10 de la pony tail ridícula.

    Para no extenderme, Balotelli es una mentira, si no fuera por el trágico hecho de ser negro ser hijo de migrantes, la enfermedad de su infancia y lo pintoresco de su vida, jamás hubiese pasado de un Novara o un Empoli.

    Buen día
    (Perdón por lo extenso del comentario)

    Respuesta
    • el 24 noviembre, 2015 a las 14:30
      Permalink

      Mentiras actuales: De Bruyne, Gago, Balotelli. No se si me falten saludos Martin

      Respuesta
      • el 25 noviembre, 2015 a las 07:36
        Permalink

        Andrés, Gago no califica como mentira, como despojo, como cadáver, quizás; porque creo que su último año bueno fue el 2007.
        En la selección de Bélgica hay muchos buenos jugadores, pero no cracks, y el que apuntas no creo que lo sea. 56 millones costó el tipo, al momento no ha demostrado ese valor.
        Saludos

        Respuesta
  • el 20 noviembre, 2015 a las 11:51
    Permalink

    Muy entretenido el post, Totó son de esos jugadores que ya no hay. No recuerdo un nombre que en Colombia de 20 años para acá haya defendido su casaca a muerte sin pensar en los incentivo$$$ que genera la sociedad. Ahhhh y antes de que lo piensen Totti podrá no ser un baldosero pero si es un mercenario: «De la Roma jamás me voy, pero me pagan lo q quiero o no juego»

    Respuesta
    • el 24 noviembre, 2015 a las 20:53
      Permalink

      Gracias Giovanni Arrechea

      Respuesta
  • el 20 noviembre, 2015 a las 13:45
    Permalink

    Gran post, don George, de un gran jugador.

    Respuesta
  • el 20 noviembre, 2015 a las 13:56
    Permalink

    Jugadorazo, Totó, perfecto para esta serie. No entendí nunca por qué no jugó en uno más grande, si era muuuucho mejor que un montón de inhábiles con suerte en la Juve o Inter.

    Respuesta
    • el 20 noviembre, 2015 a las 14:22
      Permalink

      Ésa si me la sé:
      -En el Inter prefieren a cualquier bulto con pasaporte comunitario.
      -En la Juve iba a ser banco de Mutu, Trezeguet, Zalayeta(!!!), Iaquinta, Ibra, Vieri(?), etc (no sé, hasta Del Piero comió banco)
      En el Milan, quizás hubiese merecido una oportunidad, pero como el Rossonero iba de mal en peor, lo más probable fuese que su aporte fuera insuficiente.

      Respuesta
  • el 23 noviembre, 2015 a las 12:26
    Permalink

    E ‘un tributo molto adatto al giocatore . Toto , se stai leggendo questo , chiamami.

    Respuesta
  • el 24 noviembre, 2015 a las 14:28
    Permalink

    Un gran delantero y un deportista profesional, ese ejemplo debería ser el comportamiento de los figurines que tenemos acá haciendo bulla y no goles.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: