Paraguay y su grosso andar en la Copa América – El Libro de Peltre Vol VII

Después de un día de recogimiento por los luctuosos hechos del domingo (?), seguimos esta cuenta regresiva de la Copa América con la reseña de una de las selecciones más grossas del universo, poblada de jugadores míticos, nombres sublimemente marciales y equipos compuestos por once tipos que, sin importar si son cracks o troncos, siempre se hacen matar por su camiseta como si fueran los últimos soldados rodeando a Solano López en Cerro Corá. Con el patrocinio de Yerba Mate Ñangutitihuaputuraraby, tenemos el gusto de presentarles a

Paraguay

1979

El equipo que hizo que todo un pueblo olvidara sus miserias (?) en 1979. Arriba: Juan Espínola, Juan Bautista Torales (luego Mundialista en el 86), Flaminio Sosa, Carlos Kiese, Roberto «El Gato» Fernández (el mismo que jugó por acá) y Roberto Paredes (también llegó por acá en los 80). Abajo: Aldo Florentín, Milciades Morel, Osvaldo Aquino, Amado Pérez y el gran crack Julio César Romero «Romerito» (Fuente)

Apodo: La albirroja. También se les llama «Los Guaraníes«, pero esto creo que aplica – por ignorancia/facilismo nuestro – a cualquier paraguayo en general. Como colofón (?) anotamos que hasta ahora se observa en las selecciones sudamericanas menos chispa que un sketch de «Sábados Felices» para inventarse apodos.

Uniforme: el eterno conocido de camiseta a rayas verticales rojas y blancas con pantaloneta azul. Hasta donde sabemos, lo han venido utilizando desde siempre. Incluso es factible que el ejército paraguayo que peleó en la Guerra de la Triple Alianza lo haya hecho ataviado de guerrera rojiblanca y bombacha az… naaaah, mentiras, borren de sus mentes esta última frase (?).

Historial en Copa América: los paraguayos son conocidos de casi toda la vida de esa cuchibarbie achacosa pero sexy llamada Copa América. Su debut en el torneo fue con todos los fierros al derrotar 2-1 a Uruguay, lo que al final solo les sirvió para no se notara tan feo el último puesto al llegar a casa. Le fue mucho mejor en su segunda participación, en Brasil 1922, en la que llegó a un playoff final después de empatar en puntos con los locales y los uruguayos. Los de celeste renunciaron a jugar el playoff, por lo que la final fue entre brasileños y paraguayos que les dejó a los primeros el título al ganar 3-0. Los paraguayos no llegaron a la Copa América a hacer bulto, no señorrrrrr: se afirmaron rápidamente en el lote inmediatamente por encima de los que sí lo hacen, alternando terceros y cuartos lugares con un segundo puesto en 1929.

Paraguay_1929

El equipo subcampeón de 1929. No tengo los nombres, pero seguro hay alguno llamado Celso (?)

La, por así decirlo, primera gran época del fútbol paraguayo comenzó en 1947. Ese año la albirroja quedó subcampeona (entre ocho equipos) de la Copa que se jugó íntegra en Guayaquil (obvio que en Ecuador, bobo, no iban a jugarla en la Estación del Ferrocarril de Antioquia), y si no hubiera sido porque Argentina la goleó 6-0 en el partido entre ambas, capaz les hubieran peleado el título (?). Al siguiente torneo en Brasil 1949 estuvieron mucho más cerca: los paraguayos llegaron a la última fecha del campeonato (en ese entonces se jugaba en liguilla de todos contra todos) con 10 puntos en 6 partidos y la obligación de ganarle a la ultrafavorita Brasil – que había ganado sus seis partidos zampándole 38 goles en total a los rivales – en el viejo y venerable São Januario de Rio de Janeiro (el Maracaná sería inaugurado un año después). ¿Cómo quedó el partido? Los humildes paraguayos dieron el batacazo venciendo 2-1 a los sorprendidos locales*Ojo. Con lo que se fueron a un partido extra tres días después para definir el campeón sudamericano de 1949, y esta vez los brazucas no se andaron con huevonadas: 7-0 y ¡fora paraguaios viados, porra!

*Ojo – N.de A. (?): Curiosirijillo (?) lo de Brasil en 1949: Jugando el torneo de local – en Río de Janeiro – venía de golear a todo el mundo – le bastaba empatar en la última fecha de una liguilla para quedar campeón – se enfrentaba ante uno supuestamente más débil – comenzaron ganando 1-0 – terminaron perdiendo 2-1. No sé, pero fue todo tal cual como esto, lo que demuestra que los brasileños eran cagones y estaban salados en partes iguales. Pasa que en 1949 los salvó que tuvieron partido de revancha…

Después de dos torneos seguidos insinuando y que te toco y que te la meto y ahora sí y ay se me durmió, los paraguayos por fin conquistaron el título sudamericano en 1953. Y curiosamente, la historia de este torneo jugado en Lima fue parecida a la de 1949: tras enfrentar a Chile (3-0), Ecuador (0-0), Perú (2-2), Uruguay (2-2) y Bolivia (2-1), llegó al último partido de la liguilla con la obligación de ganarle a la hasta ese momento líder solitaria Brasil para forzar el desempate. Los brasileños después del trauma de 1950 se mandaron a hacer una completa renovación (hasta en el uniforme: el branco-branco (?) se dejó en el olvido en beneficio de la verdeamarelha), que incluyó también una barrida de gran parte de la nómina. La renacida Brasil mandó al torneo a la misma base de jugadores que un año después iría al Mundial de Suiza (Djalma Santos, Nilton Santos, Bauer, Julinho, Pinheiro, Didí), y así llegó a la última fecha con 8 puntos de 10 posibles (su única derrota fue contra los locales). Paraguay había sumado 7 puntos pero llegó a la fecha final con 6: pasa que en el 2-2 contra Perú los guaraníes se dejaron llevar e hicieron un cambio más de los tres permitidos (algo les pasa a los equipos que usan ese diseño de uniforme, viejo) y perdieron el punto. Y tal cual como en el 49, los guerreros estos le ganaron 2-1 a Brasil, pero a diferencia de la vez anterior no se dejaron clavar en el desempate jugado un Miércoles Santo (!) y les ganaron 3-2 a los brasileños. Gran hazaña, que no se ve disminuída por la ausencia de Argentina (ni ese torneo ni el anterior participaron por el temita de  la fuga de sus figuras al campeonato recién nacido de cierto país sudamericano), la decisión uruguaya de no mandar a sus figuras, y el castigo de toda competición por tres años al jugador Milner Ayala, por patear al árbitro (!) que les había anulado una jugada de gol manifiesta en el juego contra Perú.

1953 (www.infodeportes.com)

La selección campeona sudamericana de 1953. El tercero de pie es Manuel Gavilán, el jugador que más veces ha vestido la camiseta albirroja por Copas América (y abuelo de Celso Ayala). (Fuente)

La gloria se les acabó en el siguiente torneo en 1955 (quedaron penúltimos), desde ahí hasta 1975 los paraguayos navegaron en una intrascendencia solamente rota por la clasificación al Mundial de 1958 y un aislado subcampeonato de la Copa América de 1963. Pero llegó aquel 79 (?) en el que Paraguay levantó por segunda – y hasta ahora – última vez el título sudamericano, al pasar como líder en su grupo de primera fase sobre Uruguay y Ecuador y 00deshacerse de Brasil (oootra vez contra ellos) en semifinales con un 2-1 en el Defensores del Chaco (uno de los mejores nombres de estadios del universo) y un 2-2 en un repleto Maracaná para pasar a la final. Allí le tocó ganarle a Chile en la final en triple partido: 3-0 en Asunción, 0-1 en Santiago y 0-0 en unos muy sufridos 120 minutos del partido extra en el José Amalfitani de Buenos Aires. ¿Que por qué quedó campeón Paraguay con un 0-0 en el desempate? Porque para los torneos de la Conmebol de esos tiempos, las finales se iban a partido extra si había victoria por ambos lados sin importar los goles marcados, y si este terminaba empatado ahí sí aplicaba la diferencia de gol en la serie (sí, lo mismo que aplicó con el América en 1987…). La figura de ese equipo fue el gran Julio César Romero.

paraguaycopaamerica2 (ultimogol.cl)

Los paraguayos invadiendo Buenos Aires en 1979 (Fuente)

La siguiente copa fue en 1983, y por su condición de campeón vigente los paraguayos entraron por la ventana de una a semifinales. ¿Los rivales? Aunque no me creas (?) les tocó otra vez Brasil (!). La ida terminó 1-1 en Asunción, y como la vuelta en Uberlandia terminó 0-0 tuvieron que decidir el ganador de la serie con una moneda (!!!!!). El ganador del carisellazo fue Brasil (casi que no), pero lo peor para los paraguayos fue que, en un episodio que después se conoció como «La Moneda de Uberlandia«, la afición guaraní que seguía la transmisión por radio y televisión entendió que el clasificado había sido Paraguay… ¡y salieron a festejar en las calles! Cuando ya la farra y la tiradera de mate y tereré (?) estaba avanzada, llegó la confirmación que todo había sido una Juniorada. Insisto: ¡qué putas les pasa a los equipos de rayas rojas y blancas y pantalonetas azules!

Esta fue la última vez que un equipo paraguayo hizo bulla por Copas América. Si, sí, el subcampeonato de 2011… pero da hasta grima contarlo…

Rivalidades: que sepamos, ninguna en especial. Los paraguayos casi son barridos de la faz de la tierra por brasileños, uruguayos y argentinos en la guerra de 1870, y después se mataron contra los bolivianos por un terreno malsano y pantanoso en los años treinta. Pero hasta donde sé no se cargan bronca fea con alguno de ellos.

Jugadores históricos en Copa América: comencemos con las figuras de los dos títulos: el defensor y posterior técnico en Europa Heriberto Herrera, el arquero Adooooolfooooo Riiiiqueeeeelmeeee (???) y el delantero Ángel Berni de 1953; y el ya mencionado Julio César Romero «Romerito« (jugó también en 1983 y 1987), Evaristo Isasi (anduvo en el Kokoriko Tolima y en el DIM posteriormente), Eugenio Morel, Carlos Kiese, Roberto «El Gato» Fernández y el talentoso defensor Alicio Solalinde, de 1979.

Romerito, crack de leyenda. (Fuente: por si no lo han notado, la foto es de un caremondá llamado Juha Tamminen, deja el visaje con tus fotos finlandés cacorro y lamparudo)

Pero el fútbol guaraní en Copas América no se queda ahí: hay que mencionar al que más veces ha jugado con la selección en el torneo, Manuel Gavilán con 21 partidos en tres torneos (incluyendo el del título de 1953). También al histórico delantero Aurelio González (que dicen es uno de los mejores futbolistas paraguayos de la historia) que jugó las copas de 1929 y 2937. O el arquero Sinforiano García (1947 y 1949), los grandes ídolos noventosos Carlos Gamarra, Celso Ayala, Francisco Arce, Roberto «El Toro» Acuña y José Luis Chilavert. Y un señor que jugó 18 partidos entre 1921 y 1926, llamado Manuel Fleitas Solich, del cual hablaremos más adelantico…

Sinforiano

El goalkeeper (?) Sinforiano García, que impresionó tanto a los brasileños en 1949 que lo contrataron para jugar en Flamengo. Y le fue bien, es uno de los grandes históricos del club

Historial contra rivales del grupo: mira las vainas que uno conoce al dedicarse a la erudición (?) del Libro de Peltre: Paraguay nunca jamás de los jamases le ha podido ganar a Argentina por Copa América en las 22 veces que se han enfrentado. ¡Quién lo creyera! Solo cuatro empates le han sacado los guaraníes a los argentinos: 0-0 en 1924, 1-1 en 1963, 0-0 en 1989, 1-1 en 1997. De resto han sido todas derrotas, de las cuales la más salvaje fue un 8-0 en el torneo de 1926. Los paraguayos aparte solo han marcado 12 goles en esos 22 encuentros, en los que ha recibido 50. ¿De hijos? Los tienen de bisnietos.

Contra Uruguay el historial es muchísimo más favorable a los paraguayos: 6 victorias y solo 14 derrotas (?). Lo jodido es que el último triunfo paraguayo sobre Uruguay fue en 1947 (!!), y desde ese partido se han encontrado 14 veces más sin que los de la albirroja salieran celebrando en ese indescifrable lenguaje que tienen. La última vez fue, precisamente, el 3-0 del 24 de Julio de 2011 en la final de la copa pasada. Jodidos los antecedentes del grupo…

Rival PJ PG PE PG GF GC Dif %Rendimiento
Argentina 22 0 4 18 19 68 -49 VERGÜENZA (?)
Uruguay 25 6 5 14 34 51 -17 31%

Mayor goleada a favor: un 7-0 que le empacó a Bolivia en la Copa de 1949. La segunda mayor goleada a favor también tuvo como víctima a los bolis: 6-1 en 1926.

Peor goleada en contra: un terrible 8-0 que le metió Argentina también en 1926. La segunda peor fue el 7-0 de Brasil en la final de desempate de 1949.

Máximos goleadores: un señor llamado Juan Bautista Villalba, que jugó las copas de 1946 y 1947 en las que metió 9 goles, y que alcanzó a jugar en el Boca Juniors de Cali antes de retirarse prematuramente por lesiones. El segundo goleador es el mencionado arriba Aurelio González, con 8. Roque Santa Cruz tiene 7 goles en cinco copas jugadas. El gran goleador Arsenio Erico solo metió un gol por copas América (en una participación).

Porcentaje de dabilidad de las hinchas: buscas imágenes de aficionadas paraguayas y se te inunda la pantalla de las tetas de Larissa Riquelme (muy linda pero muy visajosa) y de las amigas del mismo calibre. Asi que no encontramos aficionadas del común guaraníes. Debe haber, pero la fama de las otras espuelonas monopoliza el interné.

Selección ideal de nombres de todos los tiempos: aquí hay material como para hacer dos posts seguidos. Pero como solo pueden entrar once a la cancha (?), escogemos a esta selección, párale bolas:

Paraguay11_1

Le robamos esta ideota (?) de mostrarlos en la cancha a Sebas (Rústico)

Para la banca hay de sobra: Antolín Alcaraz, Aldo Florentín, Arecio Colmán, Benigno Apodaca (!!!!), Juan Bautista Torales, Juvencio Osorio,  Justo Jacquet, Castor Cantero, Vidal Sanabria, Saturnino Cardozo.

Uno que merece mención aparte es Cayetano Ré, delantero que supo jugar en Barcelona y con su selección en varias Copas América (y el mundial de Suecia 1958), y como técnico dirigió a los suyos en México 86. Por mi tierra quedó inmortalizado en el zeitgeist (?) popular con la expresión que aludía a su nombre, que quería decir «en silencio», «callado». Por ejemplo: «Mis papás regañándome, marica, y yo Cayetano Ré».

Cayetano

Cayetano Ré creando una paradoja

Técnicos históricos: Sin dudarlo es un señor que alcanza la categoría de mito llamado Manuel Fleitas Solich. Como jugador participó con Paraguay desde el mismo debut por Copa América en 1921, repitiendo en la cancha por cuatro torneos más. Pero lo más grosso es que también hizo de Director Técnico al mismo tiempo que jugador de la selección, comenzando a dirigir en la copa de 1922 y terminando en 1953 para un total de trece campeonatos dirigidos (TRE CE) y 57 partidos. Un bárbaro. Además dirigió como mil equipos en su país, Argentina y España (bueno, uno: el Real Madrid). Un tipo respetadísimo por todos lados.

paraguay-uruguay-1924

Manuel Fleitas Solich (el segundo de izq a der) como jugador, capitán y técnico de los paraguayos contra Uruguay en la copa de 1924. El capitán uruguayo es el legendario José Nasazzi (futuro campeón del mundo). El árbitro es el del medio y los jueces de línea a los extremos. ¡Los uniformes de la época! (Foto tomada del sitio web de la Conmeb*l, apúrese antes que cierren (?))

DT actual: el histriónico, megalómano, crecido y buen técnico pero pasado de confiado Ramón Díaz.

Perspectivas: hagan un pantallazo de esto (?): pasan de segundos por encima de Uruguay y llegan mínimo a semifinales.

About YoSoyElCarlos
Secretario General, Subcomisario Político, Jefe de Redacción, vocal, tesorero, mensajero, consejero y La Vieja de los tintos del Politburó de La Monserga del Fútbol. Más hincha del DIM que un hijueputa. Acuario pero no Virgo. Arquero puteador. Excelente memoria para cosas que no sirven.

16 Comments on Paraguay y su grosso andar en la Copa América – El Libro de Peltre Vol VII

  1. 1
    martincx says:

    Como decía un señor poderoso, todo pasa don Carlos.
    Los nombres son gloriosos.

  2. 2
    Aryeh Capella says:

    La sal de las rayas rojas y el calzón azul (?)

  3. 3
    Fidox says:

    Es «Defensores del Chaco» el mejor nombre de un estadio Suramericano?
    Yo diría que SI, derrocha magia, grosses, misticismo, todo lo que vos querás (?).
    Que bueno encontrar el origen sobre los ridículos del Junior de Barranquisha(?)… la culpa es de ese uniforme, quien lo iba a imaginar?. Gran dato ahí Master!

    • 3.1
      YoSoyElCarlos says:

      Para mí es el mejor nombre por eso mismo que dice, Fidox. «Defensores del Chaco» es sonoro, bonito, épico y heroico.

  4. 4
    JuanMa says:

    Grosso artículoMaestro Ysec, una pregunta, ¿en el 50 los cambios permitidos no eran 2? (es que recuerdo que el 86 o en el 90 permitieron el 3er cambio si y solo si se lesionaba el arquero y en U$A 94 se regularon los 3 cambios)

    • 4.1
      YoSoyElCarlos says:

      JuanMa, de hecho en competiciones FIFA no eran permitidos los cambios (se permitieron desde México 70). Por lo que me extraña que a lo largo de casi todas la Copas América se permitieran tres.

      No sé en el fútbol colombiano, pero la regla en los 80 eran dos, y después a principios de los 90 se permitió un tercero.

      • JuanMa says:

        gracias por sacarme de la duda, es que yo apenas me hice fan del fútbol en los 80’s (?). O sea que antes de eso cada torneo cuadraba los cambios como cualquier maestro Alessis?

  5. 5
    JuanMa says:

    otra cosa: No nombró ni a R. Cabañas, ni al del nombre mas grosso del universo(?) Bataglia… es por que fueron de la mechita?

  6. 6
    Sebas (Rústico) says:

    Gran post sobre una selección que no sé si me cae bien o mal.
    1. La vaina con los paraguayos es que esa tendencia enfermiza (?) a poner huevos y hacer ver a Leonel Álvarez como marica de pueblo no es solo en el fútbol sino en todo. Son gente brava, tienen una historia la hijueputa.
    2. Dice la leyenda que la mujer paraguaya es la más querendona del continente, de nuevo derivado de la Guerra de la Triple Alianza: como barrieron con la inmensa mayoría de los hombres, los que quedaban tenían que procrear a lo Diomedes (?). La vaina es que sin material didáctico es difícil juzgar, porque bien cariñosa pero igualita a Salvador Cabañas no da…
    3. (Fuente: por si no lo han notado, la foto es de un caremondá llamado Juha Tamminen, deja el visaje con tus fotos finlandés cacorro y lamparudo) Escupí la pantalla con esto, grande Maestro.
    3.

  7. 7
    Oscar says:

    Gran post, y si lo de Cayetano Re es como lo de Kaka sale por Elano. Recuerdo varias cosas mas o menos, Cuando Higuita le tapo el penal a Gamarra en Uruguay 95′ para pasar a la semifinal en la tanda de penaltis; ¿Por que Jose Luis Felix Chilavert no participo de Paraguay 99′?; Recuerdo la goleada que nos empacaron en Venezuela 07′, no recuerdo haber visto una defensa tan lenteja que hasta Roque Santa Cruz parecia Messi al lado de Ivan Ramiro y Yepes. Y la ultima, creo que un dato para la estadistica fue que debe ser el unico equipo que llego a la final a punta de empates y eliminando el las fases finales a punta de penaltis, en la final Haedo Valdez y Ortigoza creo que se pelearon en la cancha por el error de este ultimo al dejarsela a Forlan y Valdez le recrimino en guarani(?) el error.

  8. 8
    10 says:

    hola, YSEC
    la voy a romerear (?) un poco diciendo que ‘sun postazo, como siempre
    los umbrellas en los 80’s~90’s eran uno de mis clásicos personales junto a la selesió de Gunner

    tengo una consulta para hacerle respecto de la Copa América, para que la sigamos por VÍA ALTERNATIVA…supongo que usted puede ver mi mail

  9. 9
    GeorgeJR_31 says:

    Gran post… Sinforiano! Sin-fo-ri-ano!!! Jueputa nombrecito.

    Nunca he visto vídeos de Romerito y unánimemente se dice que fue terrible crack.

    Los paraguas me caen muy bien pero la cagaron feo poniendo a Ramao Dia$ de Dt.

  10. 10
    Juan Mecha says:

    Esselente post master.
    Paraguay, equipo jodido si los hay;durisimo como él solo.

  11. 11
    El Poeta ha muerto says:

    Excelente recuento. Eso si, desde la Salida de Martino de Parawhy, no han dado pie con bola. La paja con la que jugó esa Selección casi toda la pasada eliminatoria, fue tremenda.
    Ojalá vuelvan a ser ese equipo rocoso y difícil que muchos conocemos. Aunque con Ramao no se si lo hagan, ya que ese no es su estilo como DT.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: